Diputados boicot y celos políticos; en Mi Opinión de Hoy

Sobre Sergio G  arcía y Eda Palacios; las miradas; pero una de las Magdalenas llegó tarde, después de que le quitaron el sonido a la diputada Lupita Saldaña.

Por Alonso Méndez

Como es natural, en eventos oficiales generalmente hay imponderables y en algunos casos, esos imponderables coinciden con la necesidad de venganza de algunos personajes, como sucedió durante la lectura del Decreto 1,591 que leyó la legisladora Lupita Saldaña durante la ceremonia de traslado de poderes en la Plaza Mijares, donde hubo un boicot porque el micrófono falló, pero no así la entereza de la diputada que siguió leyendo con garbo y gran pasión.

Previo a este evento, los personajes políticos fueron llegando a cuenta gotas; los diputados fueron directo a la oficina de Arturo de la Rosa, ahí mostraron sus nuevas guayaberas, algunas de lino, de las caras, otras marca Luis Echeverría, también marca López Portillo como la que portada el diputado Joel Vargas con rayitas color de rosa y el puño púrpura; ¡santo cielo!;

El diputado Sergio García llegó con una guayabera marca “Tú las traes” y unas botas estilo Ratón vaquero; la diputada Eda Palacios vestía un traje sastre de la marca Dios mío; Lupita Saldaña un vestido marca “Soy la jefa” y Javier Rubio con una guayabera marca “Llorarás”.

Cuando el alcalde arribó al evento, se veía como el cometa Halley, con una cola larga de pequeñas estrellas que le venían haciendo calor; sentado al frente ya estaban los cuatro delegados de Los Cabos, entre ellos, Francisco García Valdez, con mucha propiedad y feliz porque no fue invitado el diputado Ernesto Ibarra Montoya.

También estaba el Delegado de Gobernación Ricardo Millán Bueno, recibiendo abrazos, halagos y agradecimientos para el presidente Peña Nieto que envió al Ejército a calmar la inseguridad, también modelaba guayabera marca “Me duele la cara de ser tan guapo”; y a su diestra, estaba el ex alcalde Manuel Castro con la ex diputada Armida Castro y ahí, el posible alcalde de Loreto, Luis Pérpuly Drew, personaje muy querido en Los Cabos.

Pareciera que fue un evento de lucimiento de dentaduras, porque ante la sonrisa de Joel Vargas a diente expuesto a la intemperie, cualquiera sonreía mientras que Daniel Gallo, el Magistrado, rígido como una estatua, se contagió del representante del Ejército al que solo se le veía mover los ojos como canica de vidrio gris a punto de saltar.

Atrás de ellos los ediles, en el lugar de una de las Magdalenas, estaba el Secretario Luis Alberto, mostrando calcetín marca Ivest SanLaurent, Mientras que el Edil Daniel Arreola, sonrojado lucía calzado flexi; el Regidor Jesús Flores no dejaba de chatear vistiendo una guayabera de Lino adquirida en Liverpool a 12 meses sin intereses y por su parte el Regidor Juan Murillo, con su camisa de poliéster adquirida por el Ayuntamiento al triple de su valor.

Del Papa Francisco Javier, les cuento que desde que llegó, le dio un semejante abrazo a su gran amigo Jesús Flores, ahí, se le quebró el almidón del cuello a su guayabera marca “Mírame y no me tientes” y Miriam Valtierra, hermosa dama luciendo tremenda sonrisa atendiendo a su jefa la diputada Diana Von Booster, que lucía hermosa con un atuendo conservador.

 

EL BOICOT CONTRA LUPITA SALAÑA

En primera fila se sentaron primero Sergio García pegado al púlpito, le seguía la diputada Eda Palacios, luego Lupita Saldaña; la Regidora julia María Rodríguez, quien se perfila para ser candidata a la alcaldía de Los Cabos, aún no llegaba; sin embargo el evento inició.

La escolta de Seguridad Pública con buenos acordes inició los honores, en seguida, Lupita Saldaña fue invitada a leer el decreto; se puso de pie y avanzó al micrófono, miró a los asistentes, les sonrió, luego los saludó y empezó a leer; la Regidora Julia María Rodríguez aún no llegaba.

Apenas había leído media cuartilla cuando se apagó el sonido; Sergio Ulises García entró en pánico porque todas las miradas apuntaron hacia él y hacia la diputada Eda Palacios ya que se presumía que boicotearon el evento, en esos minutos, la Regidora Julia entró y el Secretario Luis Alberto le dio su silla para luego él, sentarse al frente.

Lupita siguió leyendo, y al terminar le dijo a Sergio García, ¿Me mandaste apagar el micrófono verdad?. Sergio se rio y cambió de color amarillo diabetes a rosa de gringo quemado de sol.

Lo vi y le dije lo mismo, me sonrió y me dijo entre labios “No manches”, al menos eso le entendí; en tanto la casi alcaldesa Julia María, lucía seria, como monjita que apenas se había robado las limosnas del Padre Amaro.

Me pregunté, ¿Será que la regidora le hizo “Compló”, a la diputada porque la ve como su virtual contrincante a la alcaldía?; no lo se puede ser, como dijo Capulina. Por cierto, cerca de las instalaciones del sonido andaba Michel Valdez como sonámbula, ¿Será que ve a la diputada Saldaña como la contrincante del Secretario Luis Alberto González?: ¡ajá!, como dijo Chespirito; “Lo sospeché desde un principio”.

 

Amigos, debo decir que la realidad supera la ficción

 

Notas relacionadas

Acerca del Autor: Alonso Mendez Suriano

Reportero con más de 25 años de experiencia en política sudcaliforniana. Fundador de FórmulaBCS y El Mensajero del Sur. Colaboró con Diario Peninsular, Diario El Sudcaliforniano, Tribuna de Los Cabos, La Opinión de Los Cabos y algunos medios nacionales. Falleció el 25 de Junio de 2017 en San José del Cabo, Baja California Sur, México.